¡Boca campeón!

El Xeneize logró su 23er campeonato a pesar de la derrota 1 a 0 frente a Tigre. El conjunto de la Ribera se quedó con el Apertura 08 en el Triangular final. El sábado le había ganado a San Lorenzo por 3 a 1. Los de Cagna igual hicieron un gran torneo y se fueron ovacionados por su gente.

Otra estrella más para el escudo Xeneize

Otra estrella más para el escudo Xeneize

El partido fue bastante chato y con pocas llegadas. Boca comenzó mejor que su rival, manejando la pelota con Gracián y Datolo, los laterales que subían y un Battaglia que nuevamente la rompió en un partido decisivo. A pesar de tener más el balón, el equipo de Ischia no lastimaba. Tigre se defendía como podía (no jugó Castaño), pero cada vez que recuperaba la pelota, la perdía rápidamente. El primer tiempo tuvo solo dos jugadas peligrosas, una por bando: un mano a mano de Figueroa que fue bien resuelto por el arquero debutante Ardente, y una contra de Martín Morel que el enganche terminó con un tiro de afuera del área bien controlado por García.

En el entretiempo salió Datolo lesionado, y en su lugar ingresó Alvaro González. Boca sintió el cambio a pesar de la buena labor del uruguayo. Pochi Chávez pasó a la izquierda y González se ubicó por la derecha, pero ninguno de los dos gravitó en ataque. Cagna intentó con un delantero más (Altobelli x Rossano) pero Boca parecía tener el partido controlado, hasta que a los 22 minutos, un nuevo error de

Lazzaro anticipa a Garcia

Lazzaro anticipa a García

García (¿Boca traerá otro arquero?) le dio el empate a Tigre. Román Martínez mandó un centro largo desde la izquierda a posición del arquero, quien dudó en salir y fue anticipado por Lázzaro: 1 a 0.
Dos minutos después, García fue reemplazado por Josué Ayala, quien debutó en el arco de Boca, supuestamente por un problema muscular…

Parecía que Tigre se le iba a venir encima a Boca (Cagna mandó a la cancha a Villegas y Rusculleda) pero los de Ischia controlaron bien la pelota y no sufrieron sofocones. El final solo sirvió para que el Xeneize malograra un par de contras y para que Rodrigo Palacio (había entrado por Figueroa) fuera expulsado por protestar.

Ibarra, Riquelme y Battaglia, pilares del Boca campeón.

Ibarra, Riquelme y Battaglia, pilares del Boca campeón.

Boca otra vez se coronó campeón en un torneo histórico, no solo por la definición entre tres equipos, sino por el último puesto de River. El Xeneize, en estas fiestas, celebra por duplicado…

Anuncios

Una respuesta

  1. en mi modesta opiníón, a la irregularidad de este torneo se agregó el tema de la ventaja deportiva, que hizo que Boca fuera un ganador un tanto opaco…
    De todos modos, el partido contra San Lorenzo fue claro, y Tigre no pudo, las llegadas al arco fueron muy poquitas, el gol fue una quiniela.
    Respecto al arquero, suspicacias aparte, ya quedó dicho que la lesión es real, lo operan en estos días.
    Vidrio no comen, el pibe es (o fue) el arquero titular de juveniles. Está un poco verde, pero no lo crucificaría. Pero claro, yo no soy de Boca…
    Festejen, che, uds. que pueden. Felicidades!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: