Costo…pero se ganó

Y finalmente Argentina pudo quebrar la resistencia Griega. Fue duro, los helénicos se cerraron bien atrás y no permitieron que la Selección abriera espacios. Le costó mucho jugar a Messi, doblemarcado constantemente por una selección griega que lo único que propuso es defenderse y salir de contra con el gigante Samaras. Y por momentos complicó: porque le costó a Demichelis afirmarse en la marca ante la mole europea, que no solo es grandote, sino que tiene un gran control de pelota. Pero al final, a la Argentina se le abrieron los caminos que parecían cerrados. ¿Y cómo iba a ser sino de una pelota parada, como a lo largo de estos tres partidos? A partir del gol, se relajó, empezó a circular la pelota y Diego aprovecho para meter mano en el banco. Y llegó el gol del Titán, que lo grito casi todo el país. Fue 2-0, merecimos más y casi nos quedamos con el empate.

Micho hizo el primero, pero otra vez falló en el fondo

Pero el partido arrancó al igual que los otros dos, con la Selección manejando la pelota a piaccere: Verón era el eje de la circulación, con Messi unos metritos más adelante y con Agüero y Milito como puntas bien marcados. Pero no podían: Messi siempre que intentaba meter la diagonal, encontraba al monstruo de Papadopoulos comiéndole los talones, por eso, la delantera argentina aparecía cortada en su parte más importante, que es la liberación de marcas que generan los piques de Lio. Entonces se tuvo que poner a buscar variantes. Y las encontró con los Rodríguez: Clemente, siempre picante por la banda izquierda se cansó de subir y bajar, abrirse y cerrarse para liberar espacios y aunque sea conseguir algunos centros. Y del otro lado, la fuerza de Maxi, que iba rotando, de acuerdo al lugar donde se encontraba Verón, y trataba por izquierda y derecha de asociarse con la Bruja y con la Pulga. Así, a falta de Lionel anudando defensores, Argentina encontró la vuelta de tuerca para conseguir llegadas sin la necesidad de abusar de la gambeta del 10.
Avisó el Kun Agüero, cuando encontró un hueco para meterse en la férrea defensa griega, pero el arquero Tzorvas le saco el grito al córner. A pesar del gran tamaño de los europeos, extrañamente eran flojos en el juego aéreo y casi todas las pelotas paradas terminaban a favor de Argentina. Así fue como, luego de un despeje corto, el balón cayó a los pies de Verón, y el volante sacó u derechazo que, nuevamente, el arquero griego mando al córner. Había olor a gol. Argentina lo merecía pero no le encontraba la vuelta por ningún lado. Sobre el final de la primera mitad, El Kun y Maxi lo volvieron a tener, pero Tzorvas, gran figura de la primera mitad.

En el segundo tiempo, Grecia saldría un poco más de la cueva, ya que necesitaba ganar si o si, para poder aspirar a un pasaje a octavos. Y desde el arranque nomás, Demichelis se durmió dos veces, demostrando que, a pesar de lo que se diga de Jonás, es él el eslabón más débil de la cadena defensiva. Y si luego de la Demicheleada de la jornada, la valla de Romero quedó en cero, fue porque el picante Samaras no estaba fino para aguantar la marca y definir, todo al mismo precio. Pero más allá del sacudón, Argentina siguió dominando las acciones del partido, pero el arquero Tzorvas seguía luciéndose a cada ataque argentino, en especial, una a quemarropa que le encontró a Bolatti.

Acertó Diego en los cambios...Y Martín estuvo Oportunista


Nuevamente, nobleza obliga, cabe mencionar la buena lectura del partido que hicieron los integrantes del cuerpo técnico, que con las entradas de Di María y Pastore, la ofensiva argentina consiguió más velocidad de mitad de cancha en adelante, y liberó a Messi del armado del juego, que tan a maltraer lo tenía con la presión europea. Luego de una combinación entre el ex Huracán y Lío, llegaría el córner donde Argentina abriría el marcador: Demichelis ganó de cabeza, pero la pelota rebotó en Milito y quedo boyando en el área chica, para que el propio Micho le rompa el arco a Tzorvas y, prácticamente, liquide el encuentro. Era 1-0 y Argentina encontraba la tranquilidad del gol, para empezar a tocar por toda la cancha y aprovechar el nerviosismo griego.

Ya para los últimos minutos, Maradona le daría unos minutos de juego a Martín Palermo. Y cuando el Titán está en cancha, todos sabemos cómo puede terminar el asunto. Luego de una gran apilada de Messi (había hecho una similar un par de minutos antes, pero el palo le dijo que no), el 10 definió y nuevamente Tzorvas le negó el gol, pero el rebote cayó en el único lugar de la cancha donde todos los argentinos sabíamos que iba a caer: en los pies de Palermo. Cruzó el remate y sentenció el resultado final. Un final cargado de emotividad por el gol de Martín, pero que le calzaba a medida para todo lo que había hecho la selección a lo largo del mismo.

Ahora, a esperar hasta el Domingo. Argentina debe corregir muchas cosas, sobre todo en el fondo, porque en lo que le quede de Mundial (ojalá sean 4 partidos más), va a enfrentar a equipos que sí lo van a atacar y donde la zaga no debe fallar como lo ha hecho durante esta primera ronda, ya que ese error puede significar volverse a casa.

El Domingo, a partir de las 15.30, Argentina repetirá rival, al igual que en el Mundial pasado. Será México. Y ojalá, también, el mismo resultado.

Las imágenes pertenecen a Cancha Llena

La muralla que divide

Y el Inter lo logró. Logró derrotar a ese gigante al que nadie se le animaba. Le dio una lección de futbol y concentración, tanto en Italia como en Barcelona, donde, con un jugador menos todo el partido, tuvo que aguantar para que no le hicieran un gol. Y aguantó. Anulo totalmente a Messi, quien nunca encontró la pelota y siempre se mostró molesto y fastidioso por la gran presión que le aplicaron. Rompió ese circuito central que maneja muy bien el Barça, principalmente gracias al gran partido del Cucho Cambiasso.

Milito y Eto’o casi no cruzaron mitad de cancha, sobre todo luego de la (discutible) expulsión de Thiago Motta. El Barcelona fue para adelante, eso también es indiscutible. Pero nunca fue del todo claro, otra vez, gracias a la tremenda (y duradera!) presión del Inter. Recién a 5’ del final, Gerard Piqué les dio un poco de ilusión a los Culé con su gol, pero el Barça ya se encontraba golpeado por la imposibilidad de entrar.

“Les dije a mis jugadores que le cedieran el balón al Barcelona”, diría después José Mourinho, técnico del Inter. Gran preparador de partidos, sabía que no necesitaba atacar para derrotar a los españoles. Había que ponerse firme y concentrarse, nada más. Y así el Barça chocó con la muralla italiana.

¿Mezquindad? ¿Futbol amarrete? ¿Catenaccio? Puede ser, estuvo al límite entre lo amarrete y el planteo perfecto. Pero Mourinho, viejo zorro, es un experto en jugar con los límites y logró que todas las miradas apuntaran a su equipo, sin la necesidad de patear al arco.

Bailando al Zaragoza

¿Quien dijo que Messi estaba Intratable?

ESTÁ intratable

El intratable

La Pulga endiablada: lleva 27 goles en 33 partidos

Decir que Messi es uno de los mejores delanteros del mundo, es caer en una reiteración importante por nuestra parte. Pero sin dudas, después de las demostraciones que dio, especialmente en estos dos últimos partidos, hace imposible no repetirlo una y otra vez. Primero fue el Sábado, cuando se despachó con un Hat-Trick contra el Valencia, y luego ayer, con un doblete contra el Stuttgart, para darle la clasificación al Barça a Cuartos de final de la Champions.

Estas actuaciones, no hacen otra cosa que aumentar la expectativa sobre la actuación que cumplirá la Pulga en Sudáfrica 2010. Lo cierto es que, también reiterado en innumerables oportunidades, Lío no ha logrado explotar con la albiceleste. Principalmente por las diferencias de nombres y dibujo táctico: el Barça es un equipo ofensivo, de buen pie, que está formado para aprovechar al máximo las características de Messi, mientras que en la Selección, el planteo es más amarrete, con menos lugar para los brillos y donde Lío debe correr muchos metros con la pelota sin compañía para llegar al área. A esta altura Messi ya ha demostrado que le calza perfecto el saco de ponerse l equipo al hombro y eso es lo que se l reclama cuando juega con Argentina.

Tanto el gran momento que vive en el Barcelona como sus flojos rendimientos con la albiceleste no son total responsabilidad del 10: basta solo con mirar los nombres que lo rodean en uno u otro equipo para darse cuenta de las virtudes y falencias de cada uno y como estas influyen en el juego de Lionel.

Desde ya que todo es corregible y mejorable. Durante ese mes que la Argentina estará instalada en Sudáfrica, previo al debut mundialista, será fundamental para lograr acoplar el juego de la Selección a las necesidades que tiene Messi a la hora de recibir l pelota: que aparezca un 4 y un delantero que le liberen la diagonal de marcas, poder tener un Verón u otro pie fino más cerca para poder tirar paredes en velocidad, etc.

El nivel superlativo de Lionel, muy superior al que mostró el año pasado a esta misma altura de los torneos, más la mejoría que mostró la Argentina en su última presentación frente a Alemania, hace pensar que las cosas no están tan negras como se mostraban luego de aquella noche de LTA y QLSC.

Lo único que hace falta es trabajo, porque la actitud y el nivel están.

Momentos del 2009 (V)

Y aquí esta la consagración de Barcelona como el campeón de Europa, donde Lío Messi mete el segundo gol y define ls acciones del partido. Otro gran momento del 2009.

Anuario: Lo Mejor y lo Peor del 2009 (Parte I)

Se nos va el 2009. Y como no podía ser de otra manera, es el momento para analizar lo mejor y peor que dejó, a nuestro entender, este año para el deporte argentino. Este recorrido estará dividido en partes, la primera, que leerán a continuación, será el resumen de lo mejor que dejó el 2009 para el deporte argentino. Esperemos que lo disfruten

Lo Mejor del 2009

Sin dudas, encabezan esta categoría Lionel Messi y Juan Martín Del Potro. La Pulga se transformó en el primer argentino en obtener el FIFA World Player y el Balón de Oro que entrega la revista France Football. Además fue la figura y pieza fundamental para las obtenciones de La Liga, La Copa del Rey, la Champions League, donde además fue el goleador del torneo y el Mundial de Clubes. A pesar de todos los galardones y sus actuaciones descollantes, aún está en deuda con la Selección, donde no pudo igualar el nivel que tiene en el Barcelona.

Para Juan Martín, por su parte, este ha sido un gran año: se consagró campeón del US Open, derrotando, nada más y nada menos, que al gran Roger Federer en la final, convirtiéndose en el primer latinoamericano en ganar en Flushing Meadows desde Guillermo Vilas en 1977. El 2009 quedara en la memoria de Del Potro, como el año en que le perdió el respeto a los grandes y le ganó a todos.

Y como no mencionar a Estudiantes de la Plata. El León ganó la Copa Libertadores, en una final para el infarto de visitante frente al Cruzeiro y volvió a festejar como no lo hacía desde 1970, cuando obtuvieron la última. El equipo, con Juan Sebastián Verón como estandarte, se fue a jugar el Mundial de Cubes a Emiratos Árabes, el cual tuvo en sus manos hasta el minuto 88. Después la historia es conocida, el Barcelona se lo dio vuelta en el alargue. Así y todo, el Pincha tiene un lugar más que merecido entre lo mejor del año.

Pocos apostaban por lo que pudiera hacer Ángel Cappa por Huracán, allá por principios de año. Y vaya si generó un revuelo importante con su equipo y el regreso del Tiki Tiki. Con u plantel joven dispuesto a aprender y a aplicar y un entrenador con ganas de enseñar, Huracán fue enamorando a mucha gente amante del buen fútbol a pesar de no haber conseguido ningún título. Y si no lo hizo fue porque en el camino se cruzó Vélez, de gran primer semestre y un fallo arbitral que oscureció tanto el título merecidamente logrado por el equipo de Liniers, como el gran despliegue futbolístico que había hecho el Globo. Después, las necesidades de dinero del equipo, el plantel desarmado y la poca preparación de cara a la segunda parte del año, hicieron que Cappa renuncie y que Huracán, nunca vuelva a ser lo que fue. Pero desde aquí queremos recordar con mucha alegría la aparición de este gran equipo.

Y hablando del fútbol local, no nos podemos olvidar de los dos campeones de este año, Vélez y Banfield. Los de Liniers pelearon palmo a palmo el título con el Huracán de Cappa, demostrando una gran solidez y solidaridad en todas sus líneas. Fu un gran trabajo el que realizó Gareca, potenciando los rendimientos de jugadores como Zapata, Cubero y el goleador Rodrigo López. Por su parte, el Taladro se consagró campeón por primera vez en sus 113 años de vida. Merecido lauro para el técnico Julio Falcioni, que también realizo una gran tarea en un equipo que mezclaba experiencia y juventud en partes iguales.

La política también formó parte del deporte este año. Bueno para algunos y malo para otros, fue el quiebre entre TyC y la AFA, que permitió que los partidos codificados y los goles, en exclusiva por Fútbol de Primera, pasaran a mejor vida, por lo menos por ahora. El Gobierno Nacional se hizo cargo de las transmisiones del fútbol local, invirtiendo 600 millones de pesos (que aún no fueron recuperados) y a partir de la primera fecha del Apertura ’09, el futbol fue libre y gratuito para todos los argentinos.

La otra intervención política tiene que ver con el Congreso, y es la sanción de la Ley de Creación del ENARD (Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo), el cual recibirá lo recaudado por un impuesto del 1% sobre las facturas de las empresas de telefonía celular (Claro, Movistar y Personal) y con este dinero financiar a los deportistas olímpicos. Esta Ley fue impulsada por el nuevo Presidente del COA, Gerardo Werthein y a pesar de ser un fin loable, la eterna incertidumbre que genera la política argentina, nos obliga a decir: habrá que ver qué ocurre con esto…

Y no queríamos cerrar lo mejor del año, sin mencionar a dos importantes deportistas argentinos como lo son Luciana Aymar y Ángel Cabrera. Lucha y las Leonas se llevaron, nuevamente el Champions Trophy que se disputó en Sidney, Australia y Aymar se consagró por sexta vez, como la mejor jugadora del Mundo. Por su parte, Ángel cabrera, volvió a meterse entre los grandes del golf y se llevó el Máster de Augusta, recibiendo así, la tan ansiada Chaqueta Verde.

Desde ya que esto es simplemente un resumen de lo que, a nuestro entender, fue lo mejor del año 2009. Seguramente muchos no quedarán satisfechos, por eso los invitamos a que comenten y nos digan que le falto a esta lista.

Para la próxima entrega, lo peor del 2009.

Arrasó con todo

Con el premio al FIFA World Player y su inclusión dentro del FIFA XI, Lionel Messi se llevó todos los premios individuales habidos y por haber, cerrando una gran faena que, como contábamos el día que se consagró Campeón del Mundial de Clubes, lo tuvo como protagonista principal de los 6 títulos que se llevó el Barcelona a lo largo de 2008 y 2009.

La votación lejos estuvo de ser pareja ya que Messi se llevó 1078 votos, seguido por Cristiano Ronaldo con 352 y Xavi, cerrando el podio, con 196, repitiendo lo que ocurriera con la votación del balón de oro, donde casi duplicó a su seguidor en votos.

Gran cierre de año para la Pulga que se transforma, como se esperaba, en el mejor jugador del mundo con solo 22 años, y que esperamos que termine en julio de 2010, con la Copa del Mundo en sus manos