¡Banfield Campeón!

Banfield se consagró merecido Campeón del Torneo Apertura 2009, a pesar de la dura derrota sufrida en manos de Boca, que lo venció por 2-0. De otro lado, Newell’s no pudo aprovechar la victoria Xeneize y cayó por el mismo marcador frente a San Lorenzo.

Así concluye un olvidable torneo, que a pesar del juego mediocre que mostró, consagra al Taladro como Campeón por primera vez en sus 113 años de historia, torneo que se adjudica de forma totalmente merecida gracias a su equilibrio y solidez durante las 19 fechas. Con una gran columna vertebral integrada por Luchetti, Méndez, Ervitti, el gran goleador Santiago Silva, y un gran trabajo desde el banco de Julio Falcioni, Banfield se lleva el Apertura con justicia.

Sabor amargo le quedará a Newell’s, que tuvo las chances de quedarse con el torneo pero las dos derrotas de local contra Arsenal y San Lorenzo, en la última, le ahogaron las posibilidades. El héroe de Banfield este fin de semana no tendrá una camiseta verde y blanca, sino que será azulgrana: Fabián Bordagaray, el delantero de san Lorenzo fue el autor de los dos goles contra Newell’s. A pesar de esta derrota, fue un gran torneo de los rosarinos, que hace exactamente un año, terminaban con la dictadura de Eduardo López y de a poco se están poniendo de pie nuevamente.

Felicidades Campeón!

Links Relacionados

Vale Chumbar: Banfield Campeón del Apertura 2009

Esférico Balón: Banfield Campeón

Cancha Llena: Un lugar en la historia grande: Banfield, campeón por primera vez

Olé!: El Cielo con las Manos

Las fotos pertenecen a Cancha Llena

Anuncios

Que el último apague la luz

¿Será Colchonero el Toto ahora?

¿Será Colchonero el Toto ahora?

Y cierre la puerta, porque se están yendo todos. Años atrás, por lo menos, podíamos disfrutar de los buenos jugadores durante el campeonato entero. Ahora ni eso: jugada una fecha, ya son varios los nombres que no estarán presentes para la segunda del Apertura. A la importante oferta que le llegó a Lanús por Salvio, hay que sumarle la partida de Fortín al Espanyol, la salida de Bergessio a Francia y la turbulenta ida de Defederico de Huracán. Además, Abelairas, Ferrari y Buonanotte, ya estarían en la mira de varios clubes para irse próximamente

Los clubes son pobres, y por eso necesitan vender todo el tiempo. Los motivos de esta pobreza, son de público conocimiento: el mal manejo dirigencial. Entonces, para tapara los baches, es necesario vender. En cualquier momento. Por eso, jugadores, como los casos de Salvio y Fortín, juegan 20 partidos en primera, y antes de adaptarse como titulares en sus equipos, se van. Y el único que pierde es el fútbol argentino, que cada vez baja más su nivel, porque aquellos jóvenes que marcan la diferencia, la están marcando en otro país.

¿Pero cuanto va a tardar en darse vuelta en contra de los clubes? Argentina es un país exportador de jugadores, por lo que siempre hay alguien a mano para vender. Pero el nivel es cada vez más bajo, y las crisis hacen que se pague cada vez menos por las “joyas” argentinas. Entonces vendemos lo que sea, a quien sea. Por el exilio, muchos pibes de inferiores tienen que subir categorías, quemar etapas y llegar mal formados a Primera. Hacen un campeonato bueno (ya que con el mediocre fútbol que se está jugando, cualquiera se destaca) y lo venden al mejor postor. ¿Cuánto hace que uno de los grandes de Europa no se lleva, directamente de fábrica, un jugador argentino? Si la memoria no me falla (y si así lo hace, confío en ustedes, queridos lectores), fueron Gago e Higuaín en 2006 por el Real Madrid, claro ejemplo del presente futbolístico argentino.

Ahora, Lavandina va a besar el escudo del Saint-Ettienne

Ahora, Lavandina va a besar el escudo del Saint-Ettienne

Lamentablemente esta situación no tiene solución, salvo esos acuerdos tácitos que hacían en Lanús, donde los jugadores se comprometían a estar, por lo menos, dos años jugando en primera, antes de partir, y cuyos frutos, todavía están recogiendo en el sur del Gran Buenos Aires. Pero el resto de los equipos están quebrados, y necesitan sacarse las figuras de encima, para que entre dinero, y para bajar los sueldos, y por lo visto lo hacen (y lo seguirán haciendo), cuando más les convenga.

Por eso, que el último apague la luz…

Sigue siendo el mejor…

Niembro

hoy vamos a tener una entrevista con el Presidente de San Lorenzo, Marcelo Tinelli

Las primeras palabras de Fernando Niembro durante el ¿nuevo? Futbol de Primera, demostrando que es un gran lobbysta periodista

A Tigre le alcanzó con 10′

Todos quieren abrazar a Oviedo

Todos quieren abrazar a Oviedo

Y un día volvió el fútbol por los puntos. Si bien estamos hablando de una competencia internacional, a falta de dos días del inicio del dilatado torneo Apertura, Tigre y San Lorenzo dieron el puntapié inicial a sus participaciones en la Copa Sudamericana, que, como hito importante, marcaba el debut internacional del equipo de Victoria.

No fue un gran partido, sí intenso. Tigre arrancó muchísimo mejor que San Lorenzo, que en 10’, había cometido dos errores groseros en el fondo, que pagó con los goles de Morel y Oviedo. Con esos diez minutos, al Tigre de Cagna le alcanzó para sacarse de encima a un San Lorenzo muy perdido y desorientado dentro de la cancha.

Pero después de esos muy buenos 10’ minutos, Tigre se relajó y lo dejo venir a los de Boedo, que no pudieron materializar las chances que tuvieron, que si bien no fueron muchas, podrían haber significado otro resultado. Bergessio (dos veces) y Bordagaray lo tuvieron, pero no pudieron liquidar, hasta que promediando el primer tiempo, el Burrito Rivero batió a Islas con un tiro de afuera del área y descontó en el marcador. Un gol que podría ser muy importante teniendo en cuenta el partido de vuelta.

A partir del gol y luego durante el segundo tiempo, Tigre mantuvo el orden (algo que San Lorenzo nunca encontró) y pudo haber aumentado el marcador con un par de chances que tuvo el Chino Luna. A pesar de esto, la pelota iba de lado a lado, y encima el partido se fue calentando. Calentura que tuvo su punto más alto, cuando Torres, jugador al que se le suelta la cadena con facilidad, metió un planchazo sobre un jugador de Tigre y vio la roja. Con el equipo con diez, las posibilidades de empatar de San Lorenzo eran remotas, así que decidió replegarse un poco más y cuidar el resultado, que al fin y al cabo, es interesante de cara al partido de vuelta.

Fue victoria 2-1 para Tigre en su debut continental, pero el resultado deja la serie abierta, ya que el gol del Burrito Rivero, puede ser muy importante para la vuelta que se jugará el 15 de septiembre.

Russo, otro DT que pasa

Russo y Savino, cuando todo era color de rosas

San Lorenzo antes, cuando el futuro era color de rosas

Hace unos días le tocó a Santoro. Ahora, la víctima fue Miguel Angel Russo. Por supuesto que los técnicos son el primer fusible a cambiar cuando las cosas no van bien. Si bien es una frase hecha, no deja de ser verdad. Pero en los últimos tiempos, algunas cosas fueron cambiando. Como la cada vez menor tolerancia de los hinchas para con los jugadores. La platea de San Lorenzo –una de las más difíciles- desde comienzos del campeonato que insulta en toda ocasión al ahora ex técnico cuervo, pero los verdaderos hinchas, esos que van a la popular y son el termómetro genuino del estado de ánimo de la afición, prefieren centrar su foco crítico en los jugadores. Y razones no les faltan. Más allá de reprobar la agresión sufrida por el plantel de San Lorenzo en Ezeiza el día de hoy, el disgusto con los jugadores es marcado, y no parece tener retorno en poco tiempo. El nivel de varias figuras del equipo no es ni por asomo el que mostraron en temporadas anteriores.

Desde hace varios años para acá, debido a la explosión de la venta de jugadores al exterior (cualquier mercado es bueno para hacer una diferencia económica) se instaló en Argentina el modelo de “jugadores-golondrina”. Estos players juegan en primera uno o dos años y emigran para cualquier destino, o bien vienen del exterior a retomar fuerzas a los clubes argentinos para 6 meses o 1 año después emprender nuevamente el exilio a tierras más fértiles económicamente. San Lorenzo es un caso modelo: D´Alessandro, Solari, Bergessio, Barrientos, Ledesma (se volvió a ir), Bottinelli, etc. Los hinchas no son tontos y, si bien al principio se ilusionan con la calidad de los jugadores, se dan cuenta que éstos no se exigen al máximo por la camiseta, ni se comprometen con el proyecto. San Lorenzo (y Tinelli) gastaron mucha plata para hacer varios equipos más que competitivos, pensando en torneos locales y su mayor ambición, la Copa Libertadores. A apenas 8 fechas del comienzo del Clausura y antes del final de la primera fase de la Copa, el Cuervo ya quedó fuera de las dos competiciones… Por supuesto que Russo es parte importante de ese fracaso (sí, fracaso) pero no parece ser quién debería cargar con la mayor responsabilidad. El mal nivel individual, las continuas expulsiones de algunos “referentes” y otras malas conductas dentro y fuera de la cancha, minaron la relación cuerpo técnico-jugadores, hasta el punto de no tener retorno. Se habla de Bauza y Simeone como posibles reemplazantes aunque, claro, habrá que ver las condiciones de trabajo, y el plantel con el que contarán (¿seguirá colaborando Tinelli?).

San Lorenzo ahora, cuando el futuro es negro

San Lorenzo ahora, cuando el futuro es negro

Russo ya no está, por lo tanto serán los jugadores quienes deberán resistir la segura andanada de insultos de sus hinchas en las próximas fechas. Solari, Bottinelli, Aureliano Torres y extrañamente el capitán Adrián González fueron separados del plantel y son los primeros que pagan los platos rotos de este fracaso deportivo y dirigencial. Hace poco en River se vivió una situación similar y el único que se fue por la puerta de atrás fue Eduardo Tuzzio, mientras que muchos otros, también responsables, siguieron indemnes en el club millonario. Ya se verá cómo actuará la directiva azulgrana pero, parece, Russo no será el único en marcharse.

Un privilegio para pocos

Boca sigue avanzando sin mayores problemas

Boca sigue avanzando sin mayores problemas

Ayer finalizo una nueva semana de la Copa Libertadores, la cual dejó un panorama bastante oscuro para alguno de los representantes argentinos y hace preguntarnos cual es el verdadero nivel de los equipos de nuestro país, que tanto les cuesta ganar de visitante.

El ejemplo, que a la vez funciona como dato curioso, se da con Boca y Lanús: los xeneizes muy lejos están de su techo futbolístico y sus presentaciones, muchas veces, no superan el mediocre como calificación. Sin embargo, en la Copa tiene puntaje ideal y nadie duda de sus aspiraciones en esta competición. Será su experiencia, será la famosa “mística copera”. Sea lo que sea, Boca fue, es y será candidato a ganarla siempre y se lleva los tres puntos en muchos de sus partidos con la chapa de quien supo ser el mejor en ediciones pasadas, a pesar que hoy en día está lejos de ese nivel

En el otro extremo, tenemos a Lanús, lider del torneo local, y sin dudas uno de los equipos que mejor juega al fútbol en nuestro país. Sin embargo, en la Libertadores, el granate no hace pie: la derrota contra el Everton el martes, lo dejó ya casi sin chances de pasar a la siguiente ronda y con la convicción de dedicar lo que queda del semestre al torneo local. La frase que suena en los vestuarios del Sur es la de “para avanzar en esta Copa hay que jugarla todos los años”, tal vez una de las verdades más grandes que puedan decirse de este torneo.

Estudiantes viene con muchos altibajos a todo nivel y la Libertadores no es la excepción. De todas maneras, el Pincha es de esos equipos los cuales el inconciente colectivo los asocia con la “mística copera” (como Boca, aunque un escaloncito más abajo), a pesar que hace años que no gana este torneo. Sin dudas, el cambio de aire desde la dirección tecnica (ayer debutó Alejandro Sabella), sumado al gran triunfo de anoche, que los deja a un paso de la clasificación, va a ser un envión anímico de un equipo que siempre termina mereciendo más de lo que se lleva.

La necesidad de San Lorenzo para ganar un torneo internacional, termina jugando en contra del equipo de Boedo, que cuando tiene todo para ganar y hacer historia, se queda en la puerta, como ocurriera el año pasado a manos de la Liga de Quito (quien finalmente sería el campeón). En esta edición ’09 de la Libertadores, los Cuervos tienen un futuro muy oscuro: juegan mal, pierden partidos imperdibles y estan al borde de la eliminación y con la cabeza de su DT, Miguel Ángel Russo, apoyadita en la guillotina: si San Lorenzo queda afuera, el ex Lanús, Central, Velez y Boca entre otros, deberá buscarse un nuevo trabajo. Más presiones, para un clima bien pesado, como el que se vive en Boedo.

El Millo por momentos pierde el rumbo

El Millo por momentos pierde el rumbo


Finalmente nos queda River, que está intentando superar el desastroso último semestre y necesita desesperadamente un triunfo a nivel internacional. El millonario es una loteria, nunca se sabe que va a pasar: a veces juega muy bien y otras, como anoche y como nos tiene acostumbrados últimamente, juega horrible y se come una goleada. O tal vez pierde con un ignoto equipo peruano (por 2º vez en dos años). O a lo mejor gana, gusta y golea. No se sabe nunca que va a pasar. Eso si, si River clasifica a la siguiente ronda, cosa que veo mas que probable, sus partidos de visitante suelen terminar en escandalosas peleas con jugadores, tecnicos e incluso la policía, para delicia de los matutinos carroñeros de nuestro país. De todas maneras, al Millo le cuesta mucho salir del Monumental y volver con una victoria merecida. Desde hace muchos años en esta Copa.

Ahora se viene un pequeño stand by por la doble fecha de eliminatorias que se jugará entre el 28 y el 31, tiempo más que suficiente para que los equipos argentinos repasen sus actuaciones hasta el momento y traten de virar hacia un rumbo un poco más prometedor.

Libertadores: Boca volvió a ganar y San Lorenzo volvió a perder

El conjunto de Carlos Ischia se impuso por 3 a 1 en su visita al Guaraní de Paraguay, mientras que los de Miguel Angel Russo no pudieron como locales ante el también paraguayo Libertad, que lo venció por 1 a 0. El Xeneize quedó primero en su grupo y está muy cerca de la clasificación pero al Cuervo se le complicaron las cosas.

San Lorenzo 0 – Libertad 1

San Lorenzo perdió otra vez y quedo complicado

San Lorenzo perdió otra vez y quedo complicado

El Nuevo Gasómetro estuvo casi repleto ayer por la noche, con miles de hinchas cuervos que esperaban la levantada de su equipo luego de dos derrotas seguidas en la Copa. Con Hilario Navarro en el arco y la novedad del uruguayo Fornaroli como acompañante de Bergessio en la delantera, San Lorenzo comenzó algo tibio. Intentó con el juego del Papu Gómez y la voluntad de Lavandina Bergessio, más alguna subida de Rivero y Adrián González por derecha, pero no alcanzó a llevar peligro al arco de Libertad. El conjunto paraguayo tenía muy bien estudiado el libreto y, con un equipo experimentado, le planteó un juego muy cerrado al Ciclón. Los de Torrente plantearon un 4-5-1 con Vladimir Marín y Ramírez, que acompañaban al único delantero Juan Samudio cada vez que recuperaban la pelota.

El primer tiempo pasó sin muchas emociones y con poco fútbol. Un tiro libre de Marín y un mano a mano que salvó Navarro fueron las únicas jugadas de peligro, ambas a favor de Libertad. El segundo tiempo no fue muy diferente al primero. El equipo paraguayo esperaba en su campo y salía rápido de contra cada vez que la perdían Rivero o Ledesma, muy imprecisos. A los 5 minutos, una contra rápida de Libertad terminó con un centro rasante del lateral izquierdo Miguel Samudio que Aguirre no pudo sacar y la metió en su propio arco. Después de eso, el “Gumarelo” se cerró bien, esperó a San Lorenzo e intentó aprovechar los errores de su rival. No hizo otro gol por la pericia de Hilario Navarro en un par de jugadas. En el juego, sólo quedó la insólita lesión del colombiano Marín, que se desplomó en el suelo tras sufrir una hipoglucemia.

El partido terminó y el Ciclón se fue insultado, tanto los jugadores como su técnico Russo. Igualmente, San Lorenzo sigue dependiendo de sí mismo para clasificar, ya que ayer Universitario y San Luis empataron 2 a 2. Con 4 partidos jugados por equipo, Libertad ya se aseguró el pase y el primer puesto con 12 puntos, seguido por Universitario de Lima con 5, San Lorenzo con 3 y San Luis cierra con 2. El Cuervo debe jugar ante los peruanos y los mexicanos, por lo que con dos victorias no dependerá de otros resultados para llegar a los Octavos de Final.

Guaraní 1 – Boca 3

Palermo volvió a marcar en la victoria Xeneize

Palermo volvió a marcar en la victoria Xeneize

Más de 4 mil xeneizes se acercaron al estadio de Olimpia en Asunción, donde Guaraní hizo las veces de local, para presenciar el tercer partido de Boca en la Copa. A priori el equipo más débil del grupo, Guaraní pareció empeñarse en demostrarlo en los primeros quince minutos. Le entregó pelota y campo a Boca, que de a poco y pacientemente (demasiado) se acercó al arco de Aurrecochea. Lo vio tan fácil Boca en el comienzo que se durmió y dejó crecer al equipo paraguayo, que de la mano de un Fabbro inspirado (en el primer tiempo parecía Zidane) fue equilibrando el trámite hasta hacerlo favorable al equipo paraguayo. Boca no aguantaba la pelota y los volantes paraguayos le entregaban todos los balones a Fabbro, que jugaba con mucho espacio y de manera casi perfecta, imitando al Riquelme de sus mejores épocas. Krupoviesa parecía perdido en el medio (no es su puesto, está claro) y el 10 del conjunto guaraní encontró allí su lugar en la cancha. Un desborde suyo por la izquierda terminó en centro y gol de Negreiros a los 35 minutos. Después de eso, Boca intentó con Mouche, pero no creó mucho peligro. El peor primer tiempo de Boca en años terminó con un Riquelme fastidioso con sus compañeros y una certeza: peor no se podía jugar.

En el segundo, Boca salió con otra actitud, más predispuesto a tocar la pelota e intentar llegar por abajo, sin tantos centros a Figueroa (ecuación repetida en el primer tiempo). A poco de comenzar, Figueroa dejó solo a Mouche, quien definió con un zurdazo al ángulo, pero fue anulado por un offside (mal cobrado, aunque muy finito). Guaraní llegó con un par de contras, pero luego de eso fue todo de Boca, que llegó al empate con un penal inventado sobre Ibarra que Riquelme cambió por gol a los 22 minutos. Inmediatamente, Ischia mandó a la cancha a Palacio y a Palermo por Mouche y Figueroa. La experiencia de los delanteros fue fundamental para definir el partido a favor del Xeneize. A los 30, desborde de Vargas (gran segundo tiempo) y gol de Martín, y a los 40, gran pase de Riquelme y gol de Palacio, eludiendo al arquero como el domingo ante Argentinos. Fin del partido y ganó Boca 3 a 1, que quedó puntero con 9 puntos, 3 más que Deportivo Cuenca y Deportivo Táchira, aunque con un partido menos.

Boca es el único equipo argentino que parece hacer pata fuera del territorio nacional.